Los 10 imprescindibles para los amantes del vino

Si eres de los que le gusta disfrutar de una buena copita de vino en casa, invitar a amigos o familia a comidas o cenas y abrir un buen vino y descubrir vinos nuevos que no hayas probado, estos son los 10 elementos o accesorios imprescindibles que debes tener en casa y nunca deben faltar. Si, por el contrario, conoces a alguien así y en este blog descubres que le falta algo de esto, entonces ¡ya sabes qué regalarle!

1- Un buen sacacorchos. No hace falta que sea muy psicodélico, con el de toda la vida (el que abre la botella en dos tiempos o impulsos) bastará para abrir un buen vino. Como curiosidad, comentaros que se atribuye el primer uso del sacacorchos al monje Dom Perignon en el S.XVII, el mismo que investigó y avanzó en la elaboración del vidrio para conservar mejor los espumosos.

2- Corta-cápsulas. También se puede cortar la cápsula que rodea el corcho de la botella de vino con un cuchillo pequeño pero un corta cápsulas será realmente práctico. En todo caso, conviene saber que debe hacerse por debajo del gollete, es decir, del cuello estrecho de la botella.

3- Unas buenas copas. Esto, aunque parezca mentira, es tremendamente importante para disfrutar de la mejor manera posible de los aromas y del sabor de un buen vino. Es difícil ver a alguien que le guste mucho el vino tomar un buen vino en vasos para el agua o en vasos de sidra, por ejemplo. Si lo hacéis en copas adecuadas, recordar cogerla por el tallo para que el vino no se caliente.

4- Funda enfriadora (también denominada manga, camisa…) para guardar en el congelador y poner alrededor de las botellas de vinos que deben servirse bien fríos, como los espumosos, blancos o rosados.

5- Cubitera para llenarla de hielos y agua y así enfriar de manera rápida un vino.

6- Láminas anti-goteo o aros recoge-gotas que se ponen en el interior o alrededor del cuello de la botella y con los que evitamos que la gota se derrame por la botella llegando a manchar el mantel.

7- Decantador. Este recipiente de cristal ayudará, al servir el vino introducido, a separar el líquido de cualquier sedimento que pueda haber en su interior y también a que el vino se oxigene.

8- Tapón para espumosos. Permitirá a las personas que les gusta beber espumosos mantener la botella, una vez abierta, de la mejor manera posible ya que se fija bien a la botella y permite que conserve el gas. De todas formas, habrá que tener en cuenta cuánto tiempo dura una botella de vino una vez abierta.

9- Bomba de vacío. Con esto las botellas de vino abiertas aguantarán mejor el paso del tiempo ya que permite, con tapones especiales, extraer el aire de la botella y que se ralentice el proceso de pérdida de cualidades organolépticas del vino.

10- Cava o climatizador de vino. La mejor opción para conservar bien tus vinos sin que sufran cambios bruscos de temperatura, estén en un lugar fresco y a una temperatura constante y controlada.

Para los más frikis en materia de vino también hay en el mercado curiosos sets de aromas, que son frasquitos con especias y extractos que desprenden los aromas que podemos encontrar en los vinos. Si quieres educar tu olfato en este sentido también puedes acercarte a lugares como la Bodega-Museo del Vino Emina en el que disfrutarás de una rueda de aromas.

Plural: 0 Comentarios Añadir valoración

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *