Aceite de Oliva Virgen Extra. Clasificación y propiedades.

España lidera la producción de aceite de oliva mundial, lo cual supone un factor clave en la economía nacional. El aceite de oliva virgen extra, es el de mayor calidad, ya que, al margen de sus cualidades organolépticas, aporta a la dieta muchas propiedades saludables.

En general, los consumidores tienen un gran desconocimiento en relación a las diferentes clases de aceite de oliva y las calidades asociadas a cada tipo. El Consejo Oleícola Internacional clasifica los aceites según parámetros sensoriales y físico-químicos que han sido fijados a nivel mundial.

Aceite de oliva virgen extra
Aceite de oliva virgen extra – Oliduero Secret Blend
  • Aceite de oliva virgen: obtenido exclusivamente mediante procedimientos mecánicos.
    • Virgen Extra: la acidez no puede superar el 0,8%. Sin defectos. Conserva todas las características de la aceituna. Picor y amargor en equilibrio.
    • Virgen: con acidez entre el 0,8 y el 2%. Con pequeños defectos.
    • Lampante: con grandes defectos, no apto para el consumo humano.
  • Aceite de oliva: obtenido mediante procedimientos químicos.
    • Refinado: obtenido del lampante por refinación.
    • Aceite de oliva: mezcla del aceite de oliva refinado y aceite de oliva virgen. Acidez no superior al 1,5%.
    • Aceite de orujo de oliva: extraído mediante disolventes del orujo y la pulpa de la oliva.
    • Aceite de orujo de oliva refinado: refinado del aceite de orujo de oliva.

Para que un aceite de oliva virgen sea catalogado como virgen extra, virgen o lampante, ha de pasar por un panel de expertos que, mediante el análisis sensorial, decidirán el tipo de etiqueta que deberá llevar el producto.

Aquí puedes ver las diferentes etapas del proceso productivo del aceite de oliva en la Almazara Oliduero, localizada en Medina del Campo.

Las propiedades saludables conocidas del aceite de oliva solo se atribuyen al Aceite de Oliva Virgen y Virgen Extra, que son los obtenidos directamente de zumo de aceituna. Algunas de estas propiedades derivadas de la presencia de ácidos grasos monoinsaturados (ácido oleico), vitaminas liposolubles (A, D, K y E) y de tocoferoles y polifenoles son:

  • Prevención del envejecimiento de los tejidos.
  • Prevención de la arterioesclerosis y la hipertensión arterial.
  • Prevención de úlceras, gastritis, estreñimiento crónico y mejora de la función del páncreas y del hígado.
  • Prevención de algunos tipos de cáncer (mama, ovario, colon…)
  • Reducción del nivel de glucosa en sangre.
  • Aumento de las lipoproteínas de alta densidad o “colesterol bueno”.

Andalucía es el productor tradicional de aceite de oliva por excelencia, pero la recuperación del olivo como alternativa a los cultivos tradicionales en otras zonas de la geografía nacional como Castilla y León, ha promovido la investigación, elaboración y comercialización de aceites de gran calidad también en esta región.

Podemos concluir diciendo que debemos apostar por el consumo y mayor conocimiento del aceite de oliva virgen extra, ya que presenta infinidad de beneficios para la salud y es un tesoro gastronómico nacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *